Una cuestión de tetas.




Como padre primerizo y ante los primeros meses de vida de Benjamin, enfrenté una toma de decisiones superlativa: encargarme de un recién nacido en el horario en que su madre trabajara.
Aquella decisión me llevó a sentirme como la navaja suiza, podía sacar todos los recursos a mi disposición. El asco por el primer pañal seria superado, el llanto típico podría arrullarse, la mamadera (y su preparación cual fórmula secreta) estaría atenta a calmar la voracidad de su flamante pancita.
Pero nada, ningún fenómeno surgido de los abismos inexplorados ni un repentino cambio radical de la sociedad mundial llevarían a darle el pecho. Tarea hiperexlusiva de la madre. No hay discusión, no se permite error. Pero se sabe, el caso de la mayoría no es el caso de todos. Por lo tanto uno puede encontrarse con casos donde

el hombre puede amamantar



No hablo de las ganas, de intención, sino de tener el equipo adecuado. Tanto las glándulas mamarias,como sus conductos y los pezones en el hombre, están preparados para la producción de leche. Entonces la hormona prolactina actúa y genera síntomas como pérdida de la visión, disminución de la libido, agrandamiento de las mamas, impotencia, dolor de cabeza, entre otros.
También desequilibrios hormonales en etapas como vejez y adolescencia, grandes estados de estrés o desnutrición llevan a desequilibrio de la glándula hipófisis y por ende a la producción de prolactina. Y de leche.
Mas allá de las patologías, aparece el mito. Se cree que si un hombre utiliza un sacaleche todos los días durante dos semanas acabará proporcionando leche.
No hice la prueba.
Por el 2002, la noticia sacude a parte del mundo. Kamal Jayasinghe, de 38 años en Sri Lanka desesperado por la muerte de su mujer en el parto, trata de amamantar a su hijo viendo que el chiquito rechazaba la leche sintética proporcionada por médicos. Kamal lo logra. El niño bebe de su pecho.
Personalmente creo que es un fake, un engaño, ya que al no tener condición previa no hay manera de generar instantáneamente la leche?
Según estudios, las leches maternas y paternas son muy similares aunque la diferencia comienza a mostrarse cuando ella proviene de hombres con patologías.

The Pezón Enigma.

No es el titulo de mi primera novela de espionaje. Pero sí plantea uno de los grandes interrogantes de ...hoy. Si las queridas Te-Tas, dicho esto en idioma bebé sirven para una comilona, para que sirven los pezones en el hombre? La respuesta la tiene la evolución. Esta siempre intentará sacar el mayor numero de individuos por género. Para el varón la inversión radicará en los espermatozoides y la mayor cantidad de apareos. En la mujer, engendrar, amamantar, criar.

Y los pezones?

Como para la madre naturaleza lo que importa es la optimización biológica, los pezones serian un error pequeñito y no digno de salvarse.
Para Pau Carazo, investigador del departamento de zoología de la Universidad de Oxford el famosos “ diseño inteligente” de la naturaleza también hace sus metidas de patas, razonamiento encontrado con las teorías que apoyan la “falacia del diseño inteligente”.


Los mejores padres del mundo.

En la frontera del Congo Brazzaville y la República Centroafricana, los pigmeos, autodenominados Aka fueron nombrados los mejores padres del mundo en un estudio de la Fatherhood Institute  http://www.fatherhoodinstitute.org/




Como están con sus hijos un 47 % del tiempo y ésto es casi la misma cantidad de horas que su madre, en aquellas oportunidades donde el niñito llora, ellos le dan su pecho. El bebé encuentra el pezón, comienza a succionar y se tranquiliza.
En el otro extremo de la civilización, el informe dicta que en Suecia, el padre suele pasar el 45% del tiempo con su hijo y hacerse cargo. No aclara si preparan su flaska (biberón) o arremeten con su brost (pecho)

A estas alturas no sé si Darwin ha pensado en mí, pero mantengo la situación bastante simple: mamá= teta. Papá= te cocino, pero no todo viene en esos envases...





Comentarios

Entradas populares